Punto 7. Torreón del Pino

Cuando en 1543 Francisco de Borja llegó a Gandia como duque, reforzó la seguridad de la ciudad mejorando los fosos, terraplenes y tramos deteriorados de la muralla. Pronto se percató, sin embargo, de que la villa estaba muy desprotegida, especialmente el barrio extramuros o Vilanova del Trapig, donde se concentraban los artesanos y centros productores de azúcar del ducado. Es por este motivo que rápidamente se decidió a ampliar la muralla para cerrar también este sector, obligando a trabajar en ella a los vasallos moriscos del Raval.

La verdad es que antes de estar finalizadas las obras ya quedaron desfasadas, puesto que, con la llegada de los nuevos cañones y demás armas de artillería, se encontraron con la necesidad de rebajar los perfiles de las murallas, eliminar torres y sustituirlas por torreones con plataformas de artillería, como este en el que nos encontramos.

Dirección: Torrassa del Pi, Carrer de Sant Rafael, 52, Gandia, Espanya